Siente más satisfacción en tu trabajo - Guia de Bienestar

Siente más satisfacción en tu trabajo

Mejora tu perspectiva laboral con estas ideas fáciles y rápidas.

 ·  21/03/2023
Siente más satisfacción en tu trabajo

Cuando le preguntas a la mayoría de las personas qué las haría más felices en su trabajo, a menudo responderán: más dinero, más flexibilidad y un jefe que no escupa fuego. Todas son metas valiosas. Pero son las cosas pequeñas —esos cientos de interacciones que tienes con tus compañeros en el horario laboral— las que tienen el mayor impacto en tu manera de ver el trabajo. Mejora tu perspectiva con estas ideas fáciles y rápidas.

Escoge el buen camino

La negatividad entre los compañeros de trabajo se difunde tan rápido como un video de perritos en las redes sociales. La diferencia es que cuando las quejas y los chismes se hacen virales, no se trata solo de diversión inofensiva. Sí, es tentador quejarse del jefe o pasar el rumor de que el nuevo compañero tiene un problema de alcoholismo, pero es mejor resistir el impulso de difundir chismes; de lo contrario, con el tiempo te conocerán como alguien que no es de fiar. Lo único que necesitas para aclarar que no vas a entrar al juego es decir: “No me siento cómoda escuchando eso” o “¡No me digas!”, sonreír y darte la vuelta.

Habla con tu jefe

De acuerdo con una encuesta Gallup que se le hizo a más de un millón de personas, la razón principal por la que la gente renuncia a su trabajo es que tienen un mal jefe. “Las personas dejan a los gerentes, no a las compañías”, concluyeron los encuestadores. Pero la verdad es que si aprendes a comunicarte bien con tu superior, es más probable que piense en ti cuando surja la oportunidad de un ascenso. Eso quiere decir que debes aprender a conocer cuál es el momento adecuado para presentarle tus preocupaciones, haciéndolo de manera clara y honesta, y escuchando su respuesta con cuidado, incluso cuando no estés de acuerdo.

Comparte el crédito

De acuerdo con Stephen Viscusi, autor de Cómo blindar tu empleo: una guía realista para no perder el trabajo en tiempos difíciles, la mejor manera de obtener el crédito que mereces es compartirlo con otros. “Quedas bien cuando haces algo, pero quedas aún mejor cuando tienes la seguridad suficiente como para compartir el crédito con otros”, escribe Viscusi. Sin embargo, el lado opuesto de compartir el crédito es compartir la culpa. Y aunque es bueno hacer lo primero cada que puedas, rara vez es bueno hacer lo segundo. Sé responsable de tus acciones y nunca señales a los demás en público. Si tu jefe te presiona para que le expliques quién tuvo la culpa, hazlo de manera cuidadosa y evita señalar un chivo expiatorio.

Relájate

La consultora en el manejo de la ira Virginia Williams aconseja que cuando te invada el enojo te preguntes si lo que te hizo sentir así es importante. ¿Lo que piensas y sientes es proporcional a la situación? ¿Puedes cambiar las circunstancias? ¿Vale la pena tomar acción? De ser así, hazlo después de haberte calmado y haber trazado una estrategia.Y no te permitas seguir pensando en la ofensa. Cuando te exaltes en el trabajo, encuentra una manera de distraerte.

Sigue la corriente

Cuando un colega te dé retroalimentación sobre tu trabajo, acéptala como información, no como una crítica, y no te pongas a la defensiva. Si piensas que la crítica esta fuera de lugar, pídele en privado a una tercera persona que te dé su opinión. Pero no pienses demasiado en el asunto. Escúchala, considérala, decide qué hacer con ella y sigue adelante.

Una razón para ser amable en la oficina

Un estudio reciente publicado en la revista Health Psychology encontró que las personas cuyos ambientes laborales ofrecían apoyo social —ya sea platicar al lado de la cafetera o trabajar en un proyecto en equipo— tenían una menor incidencia general de muerte en un periodo de 20 años que aquellos cuyos lugares de trabajo eran más estresantes. Además, esos beneficios persistían incluso después de considerar factores como la presión arterial, el consumo de alcohol, el género y el nivel de educación. Otro estudio indica que los trabajadores que reciben apoyo por medio de retroalimentación constructiva, incentivos, y compasión de sus colaboradores tienen una presión arterial más baja que quienes no lo reciben. Así que piensa en unirte al equipo deportivo de tu oficina, ya que te puede resultar beneficioso de varias formas.


X